¿Por qué es malo pasar rápido los reductores?

Aparentemente los reductores de velocidad son inofensivos, pero te sorprendería saber cuántos daños causan a tus llantas cada que los pasas mal. No te confíes y descúbrelos.

En Colombia, la colocación de los reductores de velocidad es regulada por el Ministerio de Transporte en su Manual de Señalización Vial. En dicho documento reza que no está permitida la instalación de estos elementos por parte de particulares ni en cualquier vía, ya que esto obedece a distintos criterios y con ello se evita que los reductores mal empleados afecten la libre movilidad de la población. Además, hay que considerar que los “policías acostados” también amenazan las llantas de tu auto si no los pasas bien.

Esta vez, te explicamos por qué es malo pasar rápido los reductores y cuál es la técnica correcta para hacerlo. Parece una tarea sencilla, pero si así fuera, créenos, no habría tantos problemas automovilísticos. No te confíes y ¡mejor lee nuestras recomendaciones y conviértete en un experto!

Protege las llantas de tu auto

Este es el riesgo más inmediato, pues pueden abollarse e incluso presentar bultos que comprometen su funcionamiento y la seguridad de quienes viajan en ellas. El resultado es peor cuando adquieres llantas baratas y de mala calidad. Ahora, ¿por qué ocurren estas prominencias? Cuando un neumático se golpea, la estructura fibrosa de su interior se deteriora dejando que la presión empuje esta área –ahora debilitada– hacia afuera.

Mantén el chasis en su lugar

Cuando pasas un reductor rápido, aumentas la holgura (espacio entre dos piezas que fueron hechas para encajar entre sí) de las partes que integran el chasis del vehículo, lo cual, con el paso del tiempo, desemboca en visitas constantes al mecánico.

No digas adiós a los amortiguadores

Junto con unas llantas bien infladas, la función de los amortiguadores es absorber, o bien, reducir el impacto del vehículo contra el suelo para brindar mayor comodidad a los pasajeros. Si los pasas velozmente, lo único que conseguirás es el desgaste anticipado de ambos elementos.

Evita accidentes automovilísticos

Es cierto, los reductores incrementan indirectamente la contaminación, pero tienen una razón de ser: están colocados en lugares estratégicos como el cruce de una calle o una zona con alto flujo peatonal para evitar accidentes. ¡Pasarlos rápido reducirá tu tiempo de respuesta!

En Bridgestone, te recomendamos pasar los reductores a una velocidad máxima de 10 kilómetros por hora, así como usar llantas especiales para la ciudad como nuestra línea Turanza y Ecopia: éstas te proporcionarán la adherencia necesaria y una comodidad insuperable para que tú y los tuyos disfruten cada viaje. Conoce nuestro catálogo en línea, ¡siempre hay algo para ti!